La nueva política de privacidad de Spotify provoca indignación en muchos usuarios

Spotify (Privacidad)El servicio de música en streaming, Spotify, ha vivido una situación delicada. El pasado día 19 de agosto ampliaba su política de privacidad en Estados Unidos, aunque estas medidas suelen ampliarse al resto de países. La información que recoge el servicio abarca lo que este almacenado en nuestros teléfonos móviles: contactos, fotos o archivos multimedia. También, nuestra localización GPS. A su vez, obtiene datos de terceras aplicaciones con las que estemos interactuando y que dispongan de un widget de Spotify. De este modo, el widget tendrá la posibilidad de identificarnos a nosotros y a la página que estamos visitando.

Uno de los problemas es el destino que tendría toda esta cantidad de datos que Spotify obtiene de nosotros y que está dispuesto a ampliar. En el mismo texto la plataforma nos describe 10 posibles destinos de esta información. Entre ellos, los fines publicitarios y comerciales. Ya sabemos que un gran número de empresas se esfuerzan en obtener perfiles de los usuarios cada vez más completos, con el objetivo de vender esos datos a anunciantes. Se trata de un negocio muy lucrativo y cada vez más extendido en el ámbito digital. El actual CEO de Spotify, y uno de los fundadores de la empresa, Daniel Ek aclaraba que el uso de los archivos, fotos, tienen como misión personalizar los perfiles de los usuarios. Con respecto al acceso a sus contactos, el fin es tener la posibilidad de encontrar a tus amigos en la plataforma, una opción que es totalmente opcional.